¿El final de la prensa escrita?

Egunkaria · Periodico · Newspaper
Egunkaria · Periodico · Newspaper (Photo credit: Yon Garin  Fotógrafo · Argazkilaria)

Comunicación Offline Punto y Aparte empieza la semana con una nueva colaboración, la de mi amigo Nacho Clemente. Licenciado en Publicidad y Relaciones Públicas, Nacho se dedica profesionalmente a la realización publicitaria aunque también se está haciendo un hueco en el mundo de las redes sociales como Social Media Manager de la ONG Los Argonautas. Como el mismo se define en su “bio” de Twitter, es un gran seguidor de todo lo audiovisual, gráfico o literario y como no,  de la comunicación. En esta entrada nos habla del futuro del periodismo y la revolución tecnológica en la que actualmente están inmersos los medios de comunicación.

Nacho Clemente, realizador publicitario y autor del blog nomechillesquenoteleo.com

Por lo visto, el origen de lo que se considera como prensa escrita se puede situar en el Siglo I a.C. cuando Julio César hizo publicar el Acta Diurna. Era la manera de hacer pública las actas del Senado y este formato creció hacia otros ámbitos de la antigua Roma.  Habría más precedentes pero es una versión bastante extendida y aceptada.

Escribir sobre un trozo de papel, pergamino o cuero, no es más. Describir fehacientemente, dejar constancia de lo que ha ocurrido para que actúe de prueba y altavoz. Y así durante dos mil años. Poco ha evolucionado el invento por dos razones fundamentales a mi entender. La primera es que es una idea tan sencilla que es difícil mejorarla, la segunda es la evolución tecnológica. La prensa supuso un cambio fundamental, esencialmente para los libros, pero en el siglo XV, y ahora lo es internet, las redes sociales y todas las tecnologías que existen a su alrededor.

22 de Noviembre de 1963, JFK es asesinado en Dallas. La noticia recorrió el mundo en 7 minutos. Todo un hito para la historia del periodismo. Año 2013, un tweet no necesita recorrer el mundo, simplemente está. Esta revolución no se puede obviar. En un país donde el periódico más leído es uno deportivo y donde los estudios de audiencias nos colocan a la cola de Europa en otra cosa más, debemos ser creativos en el desembarco de la prensa en el soporte digital. Sí somos líderes en el uso de smartphones y de las redes sociales, seamos importantes también en la información online. No somos España, somos más de cuatrocientos millones de hispanohablantes.

Siempre he sido de la opinión de que los periódicos son corredores con la pierna escayolada. Mañana la noticia ha muerto. Ya lo hemos escuchado por la radio, visto por la televisión y leído en internet. Gratuitamente y sin tener que bajar a la calle. Además está la línea editorial, manga ancha muchas veces para publicar lo que interesa, así que hay que elegir un periódico que por lo menos no te haga tirarlo por la ventana a los cinco minutos.

Pero hay un arma que todavía tienen bien asegurada y que deben usarla antes de que sea demasiado tarde. Son fuente de noticias. Cuando queremos informarnos en internet vamos a periódicos digitales, no a la web de las televisiones. Vamos a blogs y vamos a twitter a ver qué han dicho ciertos periodistas. No lo perdamos, explotemos esa capacidad, volquemos esfuerzos en ser los mejores en periodismo digital. Demos calidad, tratemos bien a los profesionales, pongámoslos en valor, usemos la inmediatez, el multimedia sumando texto, reporterismo gráfico, vídeos, infografías, blogs, aportaciones de los lectores, comentarios y el backup ilimitado que ofrece la web. Es el medio más completo y además no hay límite de tiempo. No meten prisa las cuñas de radio ni la película de después. Existen blogs con más seguidores y mejor reputación que las secciones de ciertos periódicos. Es una fuente que se debe aprovechar.

La primavera árabe la contaron los que allí estaban, vía twitter claro. Fukushima y el tsunami lo contaron móviles y cámaras de seguridad. Los meteoritos en Rusia los vimos con dashcams primero en Youtube. Cada evento, cada noticia es registrada por un móvil y se consume en el ordenador, en una tablet o en el propio smartphone. Es bonito tener entre las manos un periódico pero hay que asumir la realidad, que no nos pase como a las discográficas.

Todavía están por llegar nuevas tecnologías como el grafeno y las pantallas flexibles y me gusta pensar que la prensa no desaparecerá sino que sabrá aprovechar este momento para ser todavía más ágil, más profesional, más integradora, mejor. ¿Perdemos lectores que no tienen acceso a estas tecnologías? Quizás ganemos lectores que nunca han cogido un periódico antes en su vida. Quizás los adolescentes lean ahora algo firmado por un periodista, y les guste, y lo compartan.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s